¿Por qué la nube es clave para el crecimiento de las pymes?

La computación en la nube facilita alcanzar dos metas que fomentan el crecimiento de las pymes: reducir costos operativos y optimizar procesos.

Si has percibido que cada vez más pequeñas y medianas empresas están tomando la decisión de migrar a la nube para crecer más rápido, estás en lo correcto.

Así lo revela un informe de la consultora internacional Deloitte titulado: «Pequeñas Empresas, Grandes Tecnologías: Cómo la nube permite el rápido crecimiento de las PyMEs».

Datos reveladores sobre el crecimiento de las pymes

El estudio fue realizado en empresas en Estados Unidos y Europa con un máximo de 750 empleados y estas son algunas de las ideas clave que descubrió:

  • Las pymes que usan la nube crecen un 26% más rápidamente y son un 21% más rentables.
  • 66% de las pymes considera que la nube les permite ser más competitivas.
  • La tecnología en la nube permite al 77% de las pymes acceder a nuevos mercados.
  • El 69% de las pymes que hoy utiliza la nube espera incrementar su uso en los próximos tres años.

El paso lógico

Las empresas pequeñas y medianas deben ajustarse a presupuestos limitados, por eso el migrar a la nube resulta tan atractivo desde el primer momento.

Quizá lo primero que notes es que no tendrás que mantener sistemas ni hardware, pero hay otras ventajas que no debes pasar por alto:

  1. Pagas solo por lo que usas. Incorporarte a la nube requiere un gasto muy pequeño en hardware y software. Después, pagas únicamente la capacidad que usas, y eliminas costos altos por almacenamiento y gestión de datos en tu propio servidor.
  2. “Liberación” del personal de TI. Ya no tendrá que actualizar servidores, reemplazar hardware ni administrar las actualizaciones del software.

Su trabajo se enfocará en tareas críticas y, como tu proveedor de servicios en la nube, actúa como un socio de TI, tu empresa crece sin que necesites contratar personal adicional.

  1. Optimización de la productividad. Son muchos los usuarios que pueden estar en la nube simultáneamente, lo que optimiza la productividad individual.

Como hay una funcionalidad de autoescala, puedes identificar con anticipación si se elevará la demanda de los usuarios, y garantizar que en ese momento esté disponible el hardware y el software que se requiera.

  1. Movilidad. Para hacer negocios en ambientes basados en la nube, solo necesitas tener acceso a internet a través de cualquier tipo de dispositivo.

Esto te permite a ti y a tu equipo tomar las decisiones en el momento en que se requiere, basándose en datos en tiempo real.

Tu personal, además, estará siempre listo para trabajar en equipo, donde quiera que se encuentre.

  1. Sencillez. Ya no tendrás problemas con el hardware ni con el software. Tu proveedor de servicios en la nube se hace cargo de todo y tú puedes enfocarte en hacer crecer tu negocio.

Al llevar tus herramientas y aplicaciones a la nube liberas tiempo, capital y recursos; ganas flexibilidad, escalabilidad y agilidad; y pagas solo por lo que usas, por lo que disminuyen tus gastos en tecnología. ¿Estás listo para cambiarte?

Todas las respuestas sobre la tecnología más revolucionaria las encuentras en nuestro eBook. Descárgalo aquí.